Portal Web de la UNED, Universidad Nacional de Educación a Distancia

Logo de la UNED
del 29 de octubre al 13 de diciembre de 2019

Exposición: Joaquín Escuder

Imprimir PDF

Líneas errantes

Si buscamos una definición de arte abstracto las que encontramos podrían sintetizarse en lo siguiente dice así: “El arte abstracto es una forma de expresión artística que prescinde de toda figuración y propone una realidad distinta a la natural…”. Si nos atenemos a estas palabras podríamos decir que Joaquín Escuder nos presenta en esta exposición una línea de trabajo puramente abstracta.

No obstante no creo que exista tal divergencia entre lo figurativo y lo abstracto. Sólo hay que mirar a nuestro alrededor y comprender que toda la realidad natural que nos rodea no es sino una sucesión de formas y colores que nacen de la pura abstracción. Pensemos en el universo, en la naturaleza o hasta en el propio cuerpo humano. Esta reflexión, llevada al mundo del arte, y al de la pintura en concreto, nos confirma que la distancia entre lo figurativo y lo abstracto no es tal. Un cuadro realista puede estar construido a base de manchas o planos de color y una abstracción pura, como la de Joaquín, tener sus raíces en la idea de secuencia o superposición, basada en elementos naturales.

Para poder hablar de la obra del artista creo conveniente dividir al menos en tres su forma de trabajar. Pero teniendo eso sí, la línea siempre como hilo conductor. Con ella tejerá su lenguaje personal en continuo desarrollo.

Primero están las obras seriadas como Sequentia en las que el trazo es el absoluto protagonista y tienen que ver mucho con el arte oriental. Aquí, los materiales que utiliza son la tinta Jim bu yi o el papel Kadhi de la India entre otros. También el modo de ejecución recuerda al Shodó, arte de caligrafía japonesa. El resultado son obras directas y expresivas en las que el autor se nos presenta como un director de orquesta que con cada movimiento dibuja parte de su sentir. Éstas tienen la virtud de la inmediatez pero la dificultad del no retorno, no cabe en ellas la rectificación.

En la serie Estrellar, la línea se contrae y se torna angulosa e hiriente. El juego pictórico cobra más importancia y se manifiesta en la búsqueda renacentista del espacio y profundidad. La superposición de líneas y distintos efectos de texturas crean un juego de sombras proyectadas arrítmicamente sobre un fondo monocromo, pero vibrante. Cuando uno se detiene delante de estas obras se siente atrapado por el ritmo hipnótico de las formas suspendidas sobre la superficie del cuadro.

Hasta el momento hemos podido ver como la línea evoluciona en las distintas obras y llega a su eclosión cuando se transforma en plano, véanse las series Vórtice, Rayo o Estrella blanca. Aquí el artista pensante y reflexivo se compenetra con el pintor de oficio. Valores más comunes en la pintura como el color, la forma o el claroscuro toman aquí especial relevancia. Llama la atención la pulcritud y limpieza con que Joaquín trabaja las transparencias superponiendo infinitos planos ya sea con óleo o lápices de colores. 

En definitiva, Joaquín se nos muestra como un artista creativo, dinámico e inconformista, que haya en la búsqueda su modus operandi. Su obra es compacta y sincera, con una evolución de trabajo claramente definida.

Eduardo Lozano Chavarría

Director de la Sala de Exposiciones de UNED Calatayud

 

Lugar y fechas
Del 29 de octubre al 13 de diciembre de 2019

Lugar:

UNED Calatayud


Presencial
Esta actividad se desarrolla presencialmente.
Programa
Inauguración el martes 29 de octubre a las 19 h.
Horario: de lunes a viernes de 17 a 20 h
Dirigido a
Público en general
Colaboradores

Organiza

UNED Calatayud

Colabora

Ayuntamiento de Calatayud
Gobierno de Aragón
Diputación Provincial de Zaragoza
Más información
UNED Calatayud
Avda. San Juan el Real, 1
50300 Calatayud.    www.calatayud.uned.es Zaragoza
976 88 18 00 / actividades@calatayud.uned.es